Basta haber jugado al pádel tan solo una vez o estar siguiendo el WPT, para entender la importancia de la relación con tu pareja durante el juego. Aquí te dejamos 10 consejos para jugar al pádel con tu pareja.

1. Dale importancia a la comunicación en el pádel

Como en el el resto de aspectos de nuestras vida, la comunicación es un factor clave para conseguir un buen juego en pareja. Sobretodo si nuestro contrincante es superior técnicamente y ya lo sabemos antes de adentrarnos en la pista. No tengas miedo de comentar tus expectativas y estrategias con tu compañero y ten en cuenta que seguramente ambos falléis bolas durante el juego. Evitad tener actitudes que pueden llegar a ofenderos y marcaros objetivos reales y alcanzables.

2. Evita la frustración y dedica unas palabras a tu pareja de pádel

La frustración, la ansiedad o el estrés pueden afectar a tu tiempo de reacción o al de tu dupla. Por eso, es necesario encontrar la motivación y mantener la atención sin bloquearse. Para ello, podéis probar a crearos un ‘mantra’ que os sirva a ambos para calmaros o calmar al otro en un momento crítico. Eso ayudará a evitar que entréis en una espiral de frustración si vuestro juego no es el que esperabais o si tu pareja se bloquea en un punto clave el partido.

3. Comunica las posiciones de juego de manera correcta

Es importante saber que la persona que no esté jugando la bola, debería estar pendiente de la posición de los contrincantes para poder comunicárselo a su compañero. Así, durante los 20 segundos entre punto y punto, aquel de vosotros que esté libre debería observar bien los cambios de posición de la pareja y, a continuación, girarse para indicarle a su compañero de forma escueta y directa de qué manera deberá cambiar su juego para adaptarse a los cambios de la otra dupla y conseguir marcar el punto.

4. Manteneos activos durante el partido

Tener en cuenta a la pareja de pádel no significa olvidarse de uno mismo. Mantente activo durante el juego: puedes probar a realizar pequeños saltos, mantenerte de puntilla y en posición de juego.

Si los dos estáis concentrados en mantener el cuerpo y mente en el partido, será más fácil jugar entre nosotros.

5. Evita las subestimar a la pareja contrincante

Muchas veces, en un partido de pádel tendemos a subestimar el juego cuando identificamos que la dupla de enfrente es técnicamente inferior a nosotros. Sin embargo, en el pádel quien gana es quien menos errores comete. Independientemente de a quién os enfrentéis no relajéis el juego y mantened la atención continua.

Además, si sois dos hombres y vais a enfrentaros a una dupla femenina o a una pareja que cuente con una mujer, no cometáis el error de intentar adaptar la fuerza del golpe. La auténtica falta de respeto hacia cualquier contrincante es subestimar su capacidad.

6. Asegúrate de ser complementarios en la pista

Aseguraros de no haberos constituido como pareja de juego por el simple hecho de llevaros bien; una de las claves en el juego es sentirse cómodo en el lado que juega. Bien es cierto que hay jugadores, como Alejandro Galán que dominan con destreza ambos lados, pero uno de los factores más importantes para lograr un buen juego es escoger el lado que mejor os permita desarrollar vuestros puntos fuertes.

7. La sincronización: clave en la pista de pádel

Siempre que se pueda, la pareja debe estar en paralelo. Así mismo, debemos tratar de movernos hacia los lados para evitar dejar el hueco perfecto para un punto contrario en nuestro medio de la pista. 

Si sois una de esas parejas a las que les cuesta la sincronización, podéis probar a entrenar con una cuerda que ate uno de vuestros tobillos al de vuestra pareja. De esta forma, cuando uno deba desplazarse, el otro se verá obligado a adoptar una posición que se lo permita. Es un buen ejercicio de compenetración y comunicación y uno de nuestros consejos para jugar mejor al pádel con tu pareja.

8. Disfruta de cada partido

Más allá de todo lo que hemos comentado, si no estás a gusto con tu pareja o con tu juego, se verá claramente durante el partido. Asegúrate de mantener una buena relación con tu pareja de juego y deja los problemas en casa. La pista está para disfrutarla y el pádel es un deporte que te permite hacerlo con una persona a tu lado que se alegrará a la vez y estará deseando celebrarlo. Sácale partido.

9. Conoce las cualidades de tu pareja de pádel

En toda pareja, como en la vida misma, cada uno tiene sus puntos fuertes y débiles. Pero es solo si conoce los de la otra persona cuando la relación se vuelve fructífera. Uno de los mejores consejos para jugar al pádel con tu pareja es el de añadir una sesión de feedback y replanteamiento después del entrenamiento para comentar con tu compañero los puntos que debéis reforzar o las cualidades que apreciáis del otro durante el juego. Podréis crear estrategias de partido de manera sencilla y mejoraréis vuestra compenetración.

10. Disfruta el final del partido

El rugby no debería ser el único deporte que cuenta con un tercer tiempo en condiciones. Aprovecha el compañerismo del pádel y celebra el juego con tu pareja y contrincantes después del partido. Será una buena forma de comentar jugadas y asegurar que procesáis en qué habéis fallado o cuándo os habéis hecho con la pista durante el juego. El disfrute nunca sobrará en este deporte.

Patricia Charro Herrera

Periodista y consultora de comunicación. Colaboradora en Padelhit by Bela y El País Retina.
Patricia Charro Herrera

Últimas entradas por Patricia Charro Herrera (ver todas)