A menudo, iniciar a un niño a un deporte puede ser más complicado de lo que parece. Por eso, si te encuentras en ese caso o te gustaría aprender a enseñar a los más pequeños a jugar al pádel, aquí te dejamos algunas de las técnicas que mejor funcionan para enseñar pádel para niños:

Pádel Junior: juegos, refuerzo y variación de técnicas

Que los niños aprenden jugando, no es ninguna novedad, pero crear una buena estrategia de entretenimiento para enseñarles a jugar al pádel, es crucial. Para ello, debemos tener en cuenta una serie de factores, como serían los reflejos, el trabajo en equipo y la coordinación y fuerza en ambas manos.

En base a ello, podemos diseñar juegos que les empujen a cambiar rápido de dirección o a tomar decisiones rápidas en pareja y de forma individual.

Si además, agregamos un refuerzo positivo al entrenamiento e involucramos a los niños en el mundo del pádel, a través de figuras destacadas e iconos a seguir, estaremos creando un espíritu positivo de competitividad que puede acompañar mucho el desarrollo de un niño a la hora aprender a jugar al pádel.

Otra de las técnicas muy efectivas para iniciar a los más pequeños a este deporte, es justamente una combinación de juegos que le permitan desarrollar su creatividad y cambiar de aptitudes rápidamente a lo largo del juego.

Equipamiento de pádel para niños: palas

Muchas veces dudamos si invertir el dinero necesario para equipar a los jugadores junior con la ropa y palas necesarias para jugar al pádel en condiciones. Y es que la tasa de abandono en niños es bastante más grande que la de un adulto. Así, la adaptación gradual a una buena equipación le permitirá valorar su inversión personal en el juego y hasta dónde quiere llegar, sin presión.

Palas para pádel junior

A la hora de elegir una pala, debemos primero distinguir entre los tres tipos principales de palas: de control, de potencia o de polivalencia. Aunque su nombre ya indica brevemente el objetivo de cada pala, es necesario remarcar que la pala de control sería la ideal para un niño, ya que al principio nos centraremos en que esta pueda ayudarle a controlar la dirección de la boda y aumentar el refuerzo positivo con un equipamiento que le ayude lo más posible.

Con este mismo motivo, las palas para niños ya cuentan en sí con una amplia zona de punto dulce, independientemente de la forma de la pala. Es recomendable, aún así, facilitarle el juego lo mayor posible al inicio, eligiendo, además, una pala de forma redonda o en forma de pera, frente a las diamante.

¿Alguna sugerencia?

¡Por supuesto! Entre las mejores marcas de palas de pádel, podemos encontrar una gran variedad de palas con una forma redonda, un amplio punto dulce y un peso que ronde los 300-340 gr.

La Siux Pegasus Junior o la Valiron LW H Junior entrarían en la selección para las mejores palas junior. Esta última, es un poco más ligera, entre 300 y 330 gr, para ayudar a practicar un buen golpe a los más pequeños.

Para niños de entre 8 y 12 años, con un poco más de experiencia, recomendamos la Orygen Carbon Edition Junior, fabricada íntegramente de carbono. Si, además, su fuerte es la potencia, pueden probar con la Bullpadel Hack Junior 2018, en forma de diamante.

Si lo que buscas, en cambio, es una pala de iniciación para despertar en él o ella el espíritu del juego, puedes fiarte de la relación calidad-precio de la Bullpadel Vertex 2 Junior o de la Black Crown Piton Junior.

Patricia Charro Herrera

Periodista y consultora de comunicación. Colaboradora en Padelhit by Bela y El País Retina.
Patricia Charro Herrera

Últimas entradas por Patricia Charro Herrera (ver todas)